La Contraloría halla graves irregularidades en la Unidad Administrativa de Salud de Arauca

Se habrían pagado más de $5 mil 918 millones de pesos a favor de diferentes IPS, sin que la entidad recobrara los recursos a las EPS.

Redacción 19/09/2017 - 06:27 | Compartir:

La Contraloría General de la República halló graves irregularidades en el departamento de Arauca. En concreto encontró que, a través de la Unidad Administrativa Especial de Salud de Arauca, se habrían pagado más de $5 mil 918 millones de pesos a favor de diferentes IPS, sin que la entidad recobrara los recursos a las EPS.

La Contraloría halla graves irregularidades en la Unidad Administrativa de Salud de AraucaLa Contraloría informa que evidenció graves irregularidades en el departamento de Arauca, relacionadas con la entrega y recobros de medicamentos pertenecientes al Plan Obligatorio de Salud (POS), afectando los recursos de la población perteneciente tanto al régimen subsidiado como contributivo, recursos provenientes del Sistema General de Participaciones.

Los hallazgos se evidenciaron como parte de la visita fiscal adelantada al área de seguridad social de la Unidad Administrativa Especial de Salud de Arauca (UAESA), ente rector de la salud en Arauca y que tiene a su cargo igualmente la inspección, vigilancia y control del sector y del sistema general de seguridad social en salud.

Durante su visita, el equipo de la Contraloría identificó facturas que no habían sido reintegradas por las empresas promotoras y aseguradoras, toda vez que la UAESA no había adelantado el procedimiento establecido por el Ministerio de Salud, que regula la prestación de servicios y entrega de medicamentos del POS.

Señala el ente de control que la UAESA había efectuado pagos durante los últimos cuatro años a favor de IPS, con recursos provenientes del Sistema General de Participaciones destinados a la prestación de servicios a la población pobre no cubierta. Los pagos superaron los $5 mil 918 millones de pesos, que a pesar de haber sido reportados en la contabilidad de la entidad como gastos, nunca fueron recuperados por no iniciarse el procedimiento de recobro a las EPS.

Los recursos pagados por la UAESA, explica la Contraloría, han debido ser recobrados a las EPS y demás aseguradoras y, al no adelantarse el procedimiento de recobro, llevaron a la pérdida descrita por casi $6 mil millones de pesos, afectando adicionalmente la liquidez de la entidad, así como llevando al incumplimiento de sus obligaciones para la atención de la población pobre.

Incumplimiento del reglamento de MinSalud

Las altas sumas de dinero pagadas a través de la Unidad Administrativa Especial de Salud, no fueron reintegradas a la entidad y no se aportaron los recibos de caja, ni las cuentas de cobro, ni en general, los soportes necesarios a los que hace referencia la reglamentación sobre la materia, expedida por el Ministerio de Salud. Sin embargo, la UAESA en Arauca sí reportó los gastos en cuantía de más de $5 mil 918 millones de pesos, sin que los mismos hubieran sido recuperados de las empresas privadas encargadas de la asegurabilidad del sistema, generándose así la pérdida de los recursos públicos.

El daño, según lo evidenciado por el ente de control, obedece al reconocimiento como gastos en la contabilidad de la UEASA, de facturas pagadas, con recursos de la cuenta maestra, a favor de las empresas promotoras de salud y otras aseguradoras, por concepto de prestación de servicios y entrega de medicamentos a la población perteneciente a los regímenes subsidiado y contributivo, omitiendo el recobro a dichas entidades, tal y como lo estipula la Resolución 3361 de 2013, expedida por el Ministerio de Salud.

Presuntos responsables

De conformidad con lo dispuesto en los traslados de los hallazgos, los funcionarios que estarían involucrados en la pérdida de recursos descrita, y que fueron identificados por la Contraloría como presuntos responsables, son el director de la entidad, Leonardo Fabio Forero Galvis, quien firmó las resoluciones de reconocimiento y pago de las facturas a favor de las IPS, así como suscribió los contratos de prestación de servicios y, en su calidad de director, es el ordenador del gasto en la entidad. Igualmente involucrada se encuentra Anyi Yoelida Martínez Castillo, quien fue la encargada de expedir las certificaciones para el reconocimiento y pago de los servicios de salud.

Tratándose de una conducta prolongada a través de los últimos cuatro años, el ente de control señala que se encontrarían igualmente involucrados directores anteriores de la entidad, como Edgar Alexander Contreras Velásquez, la entonces subdirectora de seguridad social, Stella Acevedo Camacho, y las auditoras de cuentas médicas Linda Ruth Ibáñez y Zaida Shirley Flores Nieves.

Comentarios

Normas de uso
- Esta es la opinión de los internautas, no de El Diario de Salud
- No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes colombianas o injuriantes.
- El Diario de Salud se reserva el derecho de eliminar los comentarios que considere fuera del tema